Noticias

Banega, el 5 de Sampaoli

foto

 El volante del Inter volverá a su posición original de Boca. Será el pívot defensivo y le dará salida desde abajo. El entrenador de Sevilla lo admira.

 Jorge Sampaoli hizo el ejercicio en un bar del aeropuerto de Ezeiza, en el último diciembre, y pensó frente a una pregunta que parecía más de tuttifrutti que de otra cosa:

 

 

 

 

- ¿Cuál es el mediocentro que más te gusta ver?

- Banega. Me gustaba en Sevilla y no pude tenerlo. Lo veo en Inter y me parece muy bueno. Es el que más me gusta.

 

 

 

No era una referencia sobre Argentina. Lo decía en general, sin saber que seis meses después terminaría siendo el entrenador de la Selección. Pero fue una de las primeras cosas que afirmó cuando lo llamó Chiqui Tapia para dirigir a los mejores jugadores del país donde nació. A Javier Mascherano, a quien conoce por las amistades en común en Renato Cesarini, donde se formaron los dos, lo quería de defensor central: es más, si armaba línea de tres, lo pretendía de líbero. El 5, como le dicen en Argentina, no tenía discusión: sería Banega.

 

 

 

No era Marcelo Díaz, en la Selección de Chile, el mediocampista que más pelotaba robaba. No era, tampoco, Steven Nzonzi el mediocentro con más recuperación. Aún así, él decidió que ambos serían su volante central. En el caso del francés, incluso, por encima de Matías Kranevitter y de Vicente Iborra. En Argentina, la búsqueda es semejante. Un equipo que pretende tener el control de los partidos desde la posesión -según entiende Sampaoli- requiere de un jugador con un primer pase extraordinario. Como lo tienen Sergio Busquets y Xabi Alonso, mejores exponentes en los últimos diez años de esa posición. 

Banega ha jugado en el Sevilla de Unai Emery de volante central, de interior derecho, de interior izquierdo, de enganche y hasta de segunda punta. Para Gerardo Martino, en Argentina, era un interior o hasta un enganche retrasado: en la Copa América de Chile, lo usaba como variante de Javier Pastore; en la de Estados Unidos, como titular, siendo la punta más adelantada de un mediocampo en forma de triángulo. En Inter de Mancini, nunca, tampoco, jugó de pívot defensivo. Pero Sampaoli está convencido de que ese será su mejor lugar.

Sampaoli, al llegar a Sevilla, perdió a las dos figuras del equipo de Emery: Banega y Gameiro. Uno migró a Inter y el otro, a Atlético Madrid. Ambos, por fortunas clave para las arcas del club andaluz. Perderlos le dolió mucho. Sobre todo, al mediocampista, que era su debilidad y al que terminó reemplazando por la dupla Nzonzi-Nasri. Que, durante gran parte de la temporada, la rompieron.

 

 

 

Luego del Sudamericano Sub 20 de 2007, donde compartió plantel con Ángel Di María, Banega se sumó al equipo de Miguel Ángel Russo, en Boca. Tenía la difícil función de reemplazar el nido vacío dejado por Fernando Gago. Lo pusieron de volante central, en un mediocampo que exigía despliegue, porque allí jugaba Juan Román Riquelme de enganche, con menos marca. Sin embargo, el rosarino se adaptó a un conjunto de posesión de pelota alta, que terminó ganando la Copa Libertadores sin sobresaltos. Esa, incluso, quizás fue de sus mejores versiones. Luego, lo compró Valencia. Él admite que tomó decisiones equivocadas con su vida en esa etapa y no se cuidó lo suficiente. Ese, además, fue el punto en que abandonó la posición donde había hecho inferiores y debutado.

Ahora, regresará a eso. A ser volante central de un mediocampo en el que probablemente tenga apoyo de Lucas Biglia por derecha y de Ángel Di María por izquierda. Pero, aunque no suene resonante, es determinante: Banega es tan importante para Sampaoli como Messi. Lo quiere de 5.   

Fuente: Goal.com


« VOLVER

Banega Ever

Banega Ever
  • Club Actual: FC Inter Milan
  • Fecha de nac.: 29/06/1988
  • Nacionalidad: Argentino
  • Volante Central

 
borde
Compartir: Compartir en Facebook Compartir en Twitter Compartir en Linkedin
Seguinos en: Seguinos en Twitter Seguinos en Youtube Seguinos en Facebook Compartir en Linkedin Google+ Follow Me on Pinterest